Gofres al horno

blw método

Gofres al horno ¡para qué os habré conocido! Siempre que he tenido la tentación de comprarme una gofrera he pensado que otro trasto en la cocina es lo último que me faltaba pero claro, llegan los moldes de silicona tan bonitos, ideales y que ocupan tan poco espacio y ya has caído.

La culpa la tiene Lidl que hace poco sacó una promoción de distintos moldes y entre ellos estaban estos con capacidad para cocinar 6 gofres. Según me comentaron por Instagram es una promoción que sale cada cierto tiempo así que si te interesa hacerte con unos puedes suscribirte a su newsletter y enterarte de todas las promociones. Conocía los de Lékué que son más grandes pero la diferencia de precio es bastante elevada y para un capricho me dolía aunque tengo uno para hacer panecillos y otro para tortillas y en cuanto a calidad no hay color, sinceramente.

He ido ajustando cantidades y esta receta es para 6 gofres, se puede hacer en otro molde más pequeño o tipo bizcocho porque no deja de ser una masa esponjosa así que por primera vez en el blog vamos a olvidarnos de la avena, las tortas sin sal y el cacao desgrasado para sacar la mantequilla y el azúcar sin remordimientos. Aviso, enganchan 😉

gofres al horno

Gofres al horno

2 huevos 300 ml de leche 210 gr harina de fuerza 1 cuch pequeña de levadura de panadería 1/4 cuch pequeña sal 2 cuch soperas de azúcar 75 gr mantequilla

Precalentamos el horno a 220º con calor arriba y abajo.

Tamizamos la harina con la levadura y la sal, reservamos.

En el vaso de la batidora (si tenéis accesorio de barillas, si no en un recipiente grande) ponemos los huevos, la leche, la mantequilla derretida y batimos hasta que esté bien ligado. Agregamos el azúcar y volvemos a batir.

Vamos añadiendo la harina tamizada poco a poco y mezclamos hasta que quede una masa sin grumos y homogénea.

Engrasamos ligeramente los moldes, yo rebaño con un pincel de silicona el bol donde he derretido la mantequilla. Echamos la mezcla con cuidado de no poner más cantidad que la justa para que cubra los cuadraditos que sobresalen ya que la masa se hincha y así ni se desborda ni se pegan entre ellos.

Horneamos 10 minutos, sacamos la bandeja y desmoldamos para volver a cocinar por la otra cara 10 minutos más hasta que esté doradito por encima. Basta con girar el molde y caen sin necesidad de ayuda por nuestra parte.

Dos consejos: deja que enfríen un poco ¡sé fuerte!… Y si no te importa pecar un día sin contar calorías hazte con un buen sirope de chocolate. No digo más.

BLW MÉTODO

S Í G U E M E · E N . . .

(0) Comentarios

  1. […] de los gofres al horno y los gofres de manzana y avena llegan… ¡los gofres de plátano! Si eres de las mías y […]

  2. […] a la que he juntado cuatro cosas he empezado a prepararlos. Después de los gofres al horno, de avena con manzana y los gofres de plátano vamos a estrenarnos con estos tan ricos y […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nuevo taller a partir de septiembre "Introducción de alimentos" Descartar